martes, agosto 18, 2009

SYLVESTER STALLONE PREMIADO POR FIN


¿Qué tienen en común Takeshi Kitano, Agnès Varda, Abbas Kiarostami y Sylvester Stallone? Hasta ahora, únicamente, que todos ellos son cineastas. Desde hace pocos días, que todos ellos han sido merecedores de recibir el premio “Gloria Jaeger-LeCoultre” en el Festival de Venecia.
Sí señores, el héroe de acción por antonomasia, el hombre que nos hizo pasar tan buenos momentos en los años ochenta con sus interpretaciones de boxeador tristón y sentimental o de torturado veterano de Vietnam, verá finalmente reconocida su labor como cineasta en uno de los festivales más prestigiosos del panorama mundial.

La noticia se publicó en los medios el pasado día 12 y, como no podía ser de otro modo, ya ha levantado ciertas suspicacias entre los críticos más recalcitrantes y entre sus muchos detractores.
Poco importa que Stallone, antes de convertirse en Rambo, probara suerte en todo tipo de producciones reseñables y compartiera cartel con algunos de los mejores actores de entonces y de ahora. Se me vienen a la cabeza “Evasión o victoria” o la más reciente “Cop land”.
La organización del certámen justifició su selección con una nota emitida en la que se señalaba al actor y director como: "autor de un cine visiblemente muy original y lleno de ternura (también cuando corre la sangre)". Y se añadía también que: "a través de las ya míticas series de películas de 'Rocky' y 'Rambo', filmes siempre en extraordinaria sincronía con el presente que reflejan, Stallone ha explorado las zonas más claras y las más oscuras del llamado sueño americano.


Sin duda Sylvester Stallone es uno de los mejores ejemplos de actor devorado por su pesonaje aunque al contrario que otros, Stallone nunca ha renegado de sus películas de acción y, como hemos podido ver en "John Rambo" (cuarta entrega de la saga "First blood") y "Rocky Balboa" (sexta entrega de "Rocky"), incluso veinte años después, aún es capaz de sacar oro (bueno, plata) de aquella mina.

It was a long road… pero al final valió la pena.

Desde aquí: Enhorabuena!

2 comentarios:

Pablo dijo...

Pues bien que me alegro por él, porque me cae muy bien. Aunque creo que ya ganó un Oscar por el guión de Rocky.

De todas formas el suyo es un modelo de perseverancia, porque haciendo ese tipo de cine, que no siempre ha sido entretenido, que es lo menos que se puede pedir a una película de acción; y siendo tan criticado por todas partes, el tío ha seguido fiel a si mismo sin caer en producciones de videoclub como otros colegas suyos, y a veces incluso sorprendiendo en cosas tan alejadas de su estilo como Copland. Y eso ya merece algún reconocimiento.

Jose Antonio dijo...

Stallone se lo merecía y no se si por ser un buen o un mal actor. Pero lo que está claro es que fué el cine de acción el que saco a la industría de la ruina en los años 80. Y porque el fué uno de los máximos iconos de ese género en esos años, y porqué se arriesgó con guiones que nadie diría que son suyos y porqué me puso los pelos de punta mas de una vez. Yo me alegro de que por fin le haya tocado ganar aunque esta vez no ha dependido de el.